La mirada integral para pacientes con cáncer infantil | Clínica Sanatorio Alemán
Facebook
Instagram
Linkedin

La mirada integral para pacientes con cáncer infantil

Compartir

La Unidad de Oncología Pediátrica de Sanatorio Alemán nace con el propósito de entregar tratamiento y atención integral a los  pequeños pacientes con cáncer infantil para combatir su enfermedad. Para ello cuenta con un equipo multidisciplinario de destacados especialistas y profesionales.

A casi un año iniciado el programa, el doctor Roberto Campos, hematólogo oncólogo pediatra de la Clínica, evalúa el trabajo de la Unidad, destaca los principales hitos y su proyección para el año 2022.

¿Cuál ha sido el enfoque y trabajo de la Unidad durante este primer año?

La Unidad nace en febrero del 2021 con un programa integral del cáncer infantil.  Comenzamos con la atención oncológica convencional: Quimioterapia, radioterapia y cirugías, que son los 3 pilares de la oncología infantil, más el equipo multidisciplinario.

Luego incorporamos la oncología integrativa, que es el uso de terapias complementarias para aliviar los síntomas asociados a la quimioterapia, radioterapia o a la cirugía, y en eso hemos estado trabajando fuertemente con tres profesionales del área de la acupuntura, aromaterapia, masoterapia y la nutrición integrativa, lo que ha generado efectos positivos en los pacientes.

La oncología integrativa es un enfoque personalizado basado en las relaciones y en la evidencia para todo el sistema del niño y la familia, utilizando prácticas de cuerpo y mente, productos naturales y/o modificaciones del estilo de vida junto con la atención oncológica convencional. Son terapias con base científica para el alivio de los síntomas principalmente.

Nuestro primer objetivo es aumentar el bienestar del paciente, con seguridad, adherencia al tratamiento, físico y emocional, mejorar su calidad de vida y disminuir los síntomas secundarios a la enfermedad o efectos adversos.

Hoy son 17 pacientes oncológicos infantiles que estamos atendiendo y a pesar de que en número se ve muy poco, el impacto social y familiar de esta enfermedad en un niño es muy grande.

¿Cómo es el trabajo de equipo multidisciplinario con el paciente?

Cada paciente que llega a nuestro equipo tiene una evaluación multidisciplinaria de un comité oncológico que decide cuál es el mejor tratamiento, evaluamos su pronóstico y también realizamos una evaluación nutricional, sicológica, kinésica y siquiátrica. En ese enfoque multidisciplinario tratamos de darle al paciente las mejores herramientas y opciones terapéuticas.

El trabajo es multidisciplinario, vemos al paciente de manera integral, todos los integrantes aportamos desde nuestras miradas y veredas, eso es la piedra inicial.

¿Cuáles son los principales hitos que destaca de la Unidad?

Primero somos la primera Unidad Oncológica Pediátrica de la Región y la primera fuera de Santiago, aumentamos nuestras prestaciones en beneficio de los pacientes, para que ellos se puedan quedar en su lugar de residencia y con su red de apoyo. Hoy tienen la posibilidad de quedarse acá y acceder a la quimioterapia, radioterapia o cirugía, pero en su espacio de confort, sin trasladarse a otro lugar.

Segundo, hemos establecido algunas relaciones con fundaciones, que nos han permitido ayudar en el uso, por ejemplo, de pelucas para pacientes oncológicos, por costo 0, y que nos han ayudado también a conseguir un mejor desarrollo sicológico, sobre todo en los pacientes adolescentes.

Lo tercero es que también se hizo un nexo con el Programa “A la Quimio con Simio”, que fue creada para ayudar al bienestar de los pacientes oncológicos, nos regalan un simio que ayuda a los niños con cáncer y que les relata, a través de un cuento, las emociones y lo que van a sentir durante su proceso.

Otra de las cosas que hemos hecho son las caminatas oncológicas al aire libre, baños de bosque, que se realizan todas las semanas y que han permitido que los papás puedan compartir sus experiencias, compartir sus consejos y también conocerse, con estas acciones se fortalecen redes locales de apoyo, incluso se generan amistades que le permiten sobrellevar mejor el tratamiento del cáncer.

Se han demostrado los beneficios de esta actividad para la salud principalmente, pero también para el ámbito sicológico. Esto ha sido muy beneficioso para las familias, pero especialmente para los niños, que se ven representados en otros niños que están pasando los mismos problemas y que viven las mismas consecuencias de la quimioterapia.

¿Cómo se proyecta la Unidad para el 2022?

Queremos consolidar el trabajo integral del equipo y posicionar la oncología integrativa, el uso de terapias complementarias para ayudar a aliviar los síntomas principalmente y en eso hemos sido súper enfáticos. Dar mayor seguridad, eficacia y también bajo mayor rigor científico indicando las terapias que necesitan los pacientes, pero siempre bajo la regulación de un comité oncológico.

La idea también es seguir creciendo desde el punto de vista de nuestra oncología convencional y más abierta también a los cuidadores, apoyarlos desde la formación de talleres.

En cuanto a los cuidados paliativos pediátricos, son intervenciones que debemos integrar, más aun con la Ley Universal de Cuidados Paliativos, tenemos que brindar los mejores cuidados al paciente que tiene una enfermedad grave o que pone en riesgo su vida desde el concepto más integral y que va acompañado de un trabajo multidisciplinario entre el médico, la enfermera, la nutricionista, la psicóloga y la familia.

También queremos atender pacientes desde Talca hacia el sur, que sea una opción viable y que tengan la posibilidad de tratarse en un lugar que no sea Santiago con un poco más de comodidad o de cercanía. Nuestra idea es convertirnos en la Red Oncológica Pediátrica de Chile.

 


Compartir