26 de marzo: Día Mundial de la Epilepsia | Clínica Sanatorio Alemán

26 de marzo: Día Mundial de la Epilepsia

Cada 26 de marzo se conmemora el Día Mundial de la Epilepsia o «Día Púrpura”, fecha que tiene como propósito concientizar, sensibilizar e informar a la comunidad sobre esta enfermedad que afecta entre el 1 y 2 por ciento de la población.

La doctora Carolina Muñoz, neuróloga infantil con subespecialidad en Epilepsia y Electroencefalograma de Clínica Sanatorio Alemán, cuenta que el “Día Púrpura» nace el 2008 por iniciativa de Cassidy Megan, una paciente afectada por la enfermedad, con el objetivo de apoyar a las personas con epilepsia, que sepan que no están solas y que es importante normalizar esta condición para que estos pacientes se sientan más integrados en la sociedad.

La especialista nos explica qué es la enfermedad, sus principales causas y tratamiento.

¿Qué es la epilepsia?

La epilepsia es una afección neurológica crónica, que se caracteriza por presentar crisis epilépticas recurrentes, que son descargas neuronales anormales excesivas. Las causas que provocan la epilepsia son bastante amplias y pueden afectar tanto a niños como adultos.

¿Cómo se manifiesta la epilepsia?

Las epilepsias se asocian a diversas manifestaciones clínicas.

Las crisis epilépticas son la manifestación clínica del funcionamiento anormal transitorio de las neuronas de la corteza cerebral. Existen diversos tipos de crisis de acuerdo al área donde se originen estas descargas anormales, incluyendo alteraciones de movimiento, ausencia de conciencia, pudiendo ser focales cuando abarcan un área delimitada o generalizadas cuando hay compromiso de ambos hemisferios cerebrales.

¿Cuáles son las causas de esta enfermedad?

Las causas son variadas, por lo que hablamos de epilepsias en plural, entre las que se incluyen las etiologías estructurales, metabólicas, genéticas, autoinmunes, infecciosas y las no especificadas (cuando no se ha podido establecer su causa).

Pacientes recién nacidos que tienen asfixias neonatales o accidentes vasculares en la infancia pueden ser factor de riesgo.

¿Cómo se realiza el diagnóstico?

El diagnóstico de la epilepsia principalmente es clínico. Requiere de la aparición de dos o más crisis no provocadas (de forma espontánea), estereotipadas (de las mismas características), eso nos haría sospechar una epilepsia. Otro de los métodos de diagnóstico que utilizamos siempre es el electroencefalograma.